Con interventoría externa y supervisión oficial arrancó pavimentación de la avenida Sierra Nevada

, Generales

Con la fundida de las primeras placas de concreto, con espesor de 22 centímetros –especial para transporte pesado-, avanzan las obras de pavimentación de la avenida ‘Sierra Nevada’ con la que se transformará la movilidad de Valledupar.

El alcalde de Valledupar, Fredys Socarrás Reales, estuvo presente en el proceso de fundición de las primeras placas y ha realizado seguimiento a esta importante obra, garantizando el cumplimento de todos los estándares y especificaciones técnicas requeridas para tan importante avenida.

“Con esta obra estamos transformando a Valledupar. Aquí están invertidos los recursos  de los vallenatos que han pagado sus impuestos, gracias a la confianza que hemos generado a través del manejo transparente de los recursos; esta obra sin anticipo blinda la ciudad, genera mayor responsabilidad, calidad, evita elefantes”, dijo el alcalde de Valledupar Fredys Socarrás Reales quien estuvo desde el primer momento de fundido de tramo y a diario, durante la Semana Mayor, ha estado supervisando avances, calidad y cumplimiento del tramo vial que llega a mejorar no solo la movilidad, sino la calidad de vida de vallenatos y visitantes.

La obra por valor de $11.500 millones para la construcción y rehabilitación de 2.4 kilómetros que incluye mobiliario urbano, luces led, ciclo ruta y amplio espacio público; comprende el tramo que va de la calle 1, entre la transversal 23 y la carrera 41 (calle ancha); la avenida ‘Francisco el Hombre’, entre la avenida Sierra Nevada y la glorieta la Pilonera Mayor.

La construcción de la avenida Sierra Nevada cuenta con acompañamiento permanente de interventoría externa y supervisión de la secretaría de Obras Públicas del Municipio, que verifican que la pavimentación se haga con espesor de 22 centímetros en los primeros mil kilómetros y luego de 20 centímetros, que garantiza resistencia a tráfico pesado, calidad y durabilidad.

Esta obra avanza de acuerdo con los plazos establecidos y sin que el municipio haya girado dinero al contratista como anticipo, blindando al municipio, bajo la premisa de que los recursos públicos son sagrados. El contrato estableció que los tramos de pavimentación serán cancelados luego de la entrega de cada uno a satisfacción, con alta calidad y características pactadas, tramo hecho, tramo pago.

A través de su cuenta de Twitter, el columnista, Luis Elquis Díaz, dijo: