Departamentos avanzan en acuerdos para adoptar descentralización a través de la RAP

, Nacionales

Los departamentos comenzaron a asociarse en buca de darle aplicación plena a la descentralización territorial  las RAP en materia de planificación a través de las RAP.
En la actualidad más de 20 de los 32 departamentos del país y la capital de la República están asociados en cinco Regiones Administrativas de Planificación (RAP) para organizar y ejecutar sus actividades.

Además hay iniciativas para crear también las de Antioquia-Córdoba y la de los Santanderes. Cada uno de estos bloques después de cinco años de haber sido constituidos podrá, si así lo desea, pasar a ser Región Entidad Territorial (RET).

En consecuencia se ‘cocina’ un revolcón en donde las regiones serían más protagonistas en su desarrollo frente al todavía asfixiante centralismo operado desde Bogotá.

A partir de la expedición de la Ley 1454 del 28 junio 2011, Ley Orgánica de Ordenamiento Territorial, las regiones se han motivado a explorar mecanismos que están en esta norma o la Constitución, que les permita avanzar en el proceso de descentralización y gozar de ciertas autonomías frente a Bogotá.

La Constitución del 91 abrió la puerta a la descentralización administrativa, y con ese propósito concibió en el artículo 306 la RAP, consistente en que dos o más departamentos podrán constituirse en regiones administrativas y de planificación, con personería jurídica, autonomía y patrimonio propio. Su objeto principal será el desarrollo económico y social del respectivo territorio. En tanto que el artículo 307 dio cabida a las RET, que permite a una región convertirse en entidad territorial.

Con este objetivo, el camino en que más se ha avanzado es la RAP, de las cuales el país ya cuenta con la Región Central, la primera en constituirse en 2014, integrada por Bogotá Distrito Capital y los departamentos de Cundinamarca, Boyacá, Meta y Tolima. Aunque en diciembre pasado la Comisión de Ordenamiento Territorial del Senado aprobó la adhesión de Huila a este bloque.

Luego, en 2016, se constituyó la RAP del Pacífico, integrada por Valle, Cauca, Nariño y Chocó. En tanto que en octubre de 2017 abrió sus ojos a la vida jurídica la RAP Caribe integrada por los departamentos de Atlántico, Bolívar, Cesar, Córdoba, La Guajira, Magdalena y Sucre.

En mayo de 2018 la Comisión de Ordenamiento Territorial del Senado dio concepto favorable para que se constituyera la RAP del Eje Cafetero, integrada por los departamentos de Quindío, Caldas y Risaralda, la cual fue constituida en julio de 2018.

Finalmente, el pasado 4 de diciembre por unanimidad los integrantes de la Comisión de Ordenamiento Territorial del Senado de la República aprobaron la creación de la RAP Amazonia, la cual está pendiente de ser constituida por los departamentos de Putumayo y Vaupés. Se espera que Amazonas también se vincule.

El presidente de la Cámara, Carlos Cuenca, dijo que la RAP Amazonía sin el Amazonas no suena bien y expresó que “queremos tenerlos a todos haciendo parte de este gran proceso, haciéndole un homenaje a la descentralización de este país y mandándole ese gran mensaje al Gobierno central, que queremos ser no independientes, pero sí administrar nuestro territorio”.

Las RET

De otro lado, en junio pasado entró en vigor la llamada Ley de Regiones (1962 del 28 de junio de 2019) con el propósito del fortalecer la descentralización y la autonomía territorial, para impulsar el desarrollo nacional.

La norma establece que el Estado desarrollará sus funciones utilizando la figura de las regiones para planificar, organizar y ejecutar sus actividades en el proceso de construcción colectiva del país, promoviendo la igualdad y el cierre de brechas entre los territorios.

En este sentido, la Ley prevé que los departamentos se pueden asociar en regiones con marcos de relaciones geográficas, económicas, culturales y funcionales, que permitirán el desarrollo de cada uno de ellos en su conjunto.

Para este fin, la asociación de los departamentos “trasciende las escalas de gobierno local y departamental, en materias de competencias, inversión, planeación y ejecución de proyectos, requiriendo una atención conjunta para que las acciones que se desarrollen sean eficientes y efectivas, y conduzcan al desarrollo integral de la región”.

La norma sancionada por el presidente Iván Duque establece que “previa autorización de sus respectivas asambleas, y previo concepto de la Comisión de Ordenamiento Territorial del Senado, los gobernadores de dos o más departamentos podrán constituir, mediante convenio, una Región Administrativa y de Planificación (RAP)”.

Esta región contará con personería jurídica, autonomía y patrimonio propio, “con el objeto de promover el desarrollo económico y social, la inversión y la competitividad regional”.

La norma establece que, luego de un periodo de cinco años de funcionamiento, las RAP podrán buscar la conversión a Región Entidad Territorial (RET), que sería la unión de varias regiones administrativas.

Para hacer esta conversión, se debe radicar la solicitud de los departamentos que conforman la RAP, avaladas por las respectivas asambleas departamentales y el Concejo Distrital, y justificar en un documento técnico.

La solicitud será presentada al Congreso de la República para su aprobación, y la decisión tomada por el Legislativo deberá ser refrendada por los ciudadanos que conforman la región.

Las funciones de las RET serán las de administrar los recursos que se les asignen, formular e implementar políticas, programas, planes y proyectos de carácter regional. Cada una de ellas tendrá una junta integrada por los gobernadores y designarán un gerente regional, que será la suprema autoridad administrativa.

La primera RAP en buscar a partir de 2022 pasar a ser una RET sería la Caribe, pues en una iniciativa que desde hace años vienen madurando líderes de la región como el hoy exgobernador del Atlántico, Eduardo Verano de la Rosa.