Dura Crítica de Chichí Quintero a financiación de actos de premiación del CPV

El parlamentario Eloy Chichí Quintero Romero desató una dura polémica con los periodistas del Cesar, luego de hacer observaciones al hecho de que el CPV aceptara financiación de esa empresa, a los actos de premiación en la noche de los mejores.

Quintero Romero sostuvo que el Círculo de Periodistas de Valledupar, no fue solidario con la causa de los pobladores de la región Caribe, que vienen dando una cerrada lucha en contra de los atropellos, abusos y excesos de esa multinacional.

Dijo que quienes representan a los medios de comunicación deben ponerse del lado de las causas populares y abstenerse de darle fortaleza a una empresa tan cuestionada como Electricaribe, cuya imagen es de lo peor que se registra en el país por la forma de comportarse con sus usuarios, aplicando una posición dominante que asfixia y humilla.

Recordó el antecedente que se presentó en Bogotá, en una reunión con los alcaldes de Colombia, a cuyo acto oficial estaba invitado un representante de Electricaribe, que fue abucheado y se le impidió su intervención en el encuentro, como se había programado.

“Esa es la clase de solidaridad con las aspiraciones del pueblo que yo reclamo, porque aquí no se trata solo de hacer marchas o de impulsar “cacelorazos”, sino que todos nos pongamos del lado de las causas nobles que conduzcan a resolver conflictos tan graves como el que representa Electricaribe”, dijo Chichí Quintero.

Agregó que, “no soy enemigo de los periodistas, todo lo contrario, admiro esa digna profesión, pero no puedo dejar de expresar mi pensamiento y mis inquietudes, y aún más, mi crítica a que un gremio tan respetable como el CPV, permita que Electricaribe se siga burlando del pueblo Caribe”.

La postura de Quintero Romero tuvo una enérgica reacción de algunos periodistas, con quienes compartió ideas y discusiones a través de la red de tweter.

El congresista advirtió que no cambiará de posición frente al tema de Electricaribe y continuará su lucha en los escenarios que se requieran para forzar a esa empresa a que respete a sus clientes y a que cumpla los compromisos de un buen y eficiente suministro eléctrico.