Estados Unidos promete “tomar acciones” por situación de violencia en Venezuela

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, rechazó la represión y la violencia de lo que él llamó “los matones” de Nicolás Maduro. El lunes en Bogotá será la reunión del Grupo de Lima en la que ese país tendrá un rol definitivo.

“Denunciamos la negativa de Maduro de permitir que la asistencia humanitaria llegue a Venezuela”, aseguró Mike Pompe Foto: Instituto de Política de la Universidad de Harvard

El secretario de Estado estadounidense, Mike Pompeo, condenó este sábado la violencia de “los matones” de Nicolás Maduro, y prometió “tomar acciones” para apoyar la democracia en el país, luego de que dos personas murieran en los disturbios provocados cuando se buscaba ingresar ayuda humanitaria al país. “Estados Unidos condena los ataques a civiles en Venezuela perpetrados por los matones de Maduro”, escribió Pompeo en Twitter.

En respuesta a @SecPompeo

While @jguaido leads the effort to get the aid to the people, Maduro sends armed gangs to attack innocent civilians. #EstamosUnidosVE

The U.S. will take action against those who oppose the peaceful restoration of democracy in #Venezuela. Now is the time to act in support of the needs of the desperate Venezuelan people. We stand in solidarity with those continuing their struggle for freedom. #EstamosUnidosVE pic.twitter.com/XfLEsyT6Rj

Minutos después, añadió: “Estados Unidos tomará acciones contra aquellos que se oponen al restablecimiento pacífico de la democracia en Venezuela. Ahora es momento de actuar para apoyar las necesidades del desesperado pueblo venezolano”

“Denunciamos la negativa de Maduro de permitir que la asistencia humanitaria llegue a Venezuela”, prosiguió Pompeo, refiriéndose a los disturbios en las fronteras con Venezuela y Brasil, donde los militares impidieron el paso de camiones con alimentos y medicinas.

Además, un barco que zarpó de Puerto Rico y que se dirigía este sábado a Venezuela con 300 toneladas de ayuda humanitaria debió retroceder debido a las amenazas de fuego de parte de la Marina venezolana, según informó el gobernador puertorriqueño, Ricardo Rosselló. Un menor de 14 años y un adulto fallecieron por impacto de bala en la frontera con Brasil, de acuerdo a Foro Penal, una ONG crítica del gobierno. También fueron quemados dos camiones repletos de ayuda humanitaria. “¿Qué clase de tirano enfermo evita que la comida llegue a su pueblo hambriento? Las imágenes de camiones llenos de ayuda quemándose son repugnantes”, tuiteó Pompeo.

Una dura jornada

Paralelamente a las declaraciones del alto funcionario estadounidense, el presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, junto con el mandatario colombiano, Iván Duque, y el secretario general de la OEA, Luis Almagro, se reunieron al finalizar la jornada de este sábado para denunciar actos de violencia y hostigamiento por parte de las Fuerzas Armadas Bolivarianas. Los hechos  se dieron tras el frustrado intento de ingreso de la ayuda humanitaria.

Después de un día de caos Guaidó insistió en que los militares “no le deben ningún tipo de obediencia a quien, con sadismo, celebra que no entre la ayuda humanitaria a un país que la necesita, no deben ningún tipo de obediencia a un hombre que no le duele su pueblo”. Esto en referencia a los más de 60 militares que pidieron refugio a Colombia y se desmarcaron del régimen de Maduro.

Así mismo, Guaidó reiteró que “todas las cartas están sobre la mesa” y anunció que en la reunión con el Grupo de Lima -que tendrá lugar en Bogotá el próximo lunes- espera llegar a un acuerdo con los países que lo han apoyado para decidir cuál será el futuro de Venezuela, porque, según él, se debe acelerar el proceso de liberación de un régimen que este sábado le “mostró su peor cara al mundo”.

“Dijeron que no íbamos a llegar a la frontera: llegamos todos y llegó el pueblo a recibir la ayuda. Dijeron que la ayuda no iba a entrar: los camiones cruzaron el país. Dijeron que tenían pueblo: están solos y decenas de soldados los han abandonado”, dijo a los venezolanos el presidente interino Juan Guaidó haciendo referencia a la represión a la en las tres fronteras.

Por otro lado, Iván Duque insistió en mantener el “cerco diplomático” y en no ceder a las presiones de la “dictadura” de Maduro. Además, se refirió al “declive” de la dictadura de Maduro tras impedir que llegara la ayuda humanitaria. “Hoy la dictadura selló su derrota moral, su derrota diplomática”, aseguró.