Farc declararon tregua a la media noche del 20 de julio

A las 00:00 de hoy, 20 de julio, empezó a regir la tregua unilateral que anunció la guerrilla de las Farc para desescalar el conflicto armado, en busca de la firma de la paz en Colombia.

Quince horas antes y en medio de un total hermetismo, la misma guerrilla le entregó a una comisión humanitaria –integrada por el Comité de la Cruz Roja Internacional (CICR), delegados de Noruega y Cuba, y del Gobierno Nacional–, al subteniente Cristian Esteban Moscoso Rivera, a quien habían secuestrado hace 13 días. El uniformado fue retenido por guerrilleros del frente 32, el 7 de julio, luego de que tropas del Ejército se enfrentaron a ellos para evitar un nuevo derrame de crudo a la altura de la vereda El Líbano, en Puerto Caicedo (Putumayo).

“Teniente Moscoso ya está libre y se encuentra en buenas condiciones”, escribió el presidente Juan Manuel Santos en Twitter hacia las 9 a. m. de este domingo.

El uniformado fue llevado primero a Villagarzón, y luego al Hospital Militar, en Bogotá. Médicos señalaron que el oficial, de 26 años, tiene una fractura en su brazo izquierdo.

En su habitación, el oficial recibió la visita (a eso de la una de la tarde) del ministro de Defensa, Luis Carlos Villegas; del comandante de las Fuerzas Militares, Juan Pablo Rodríguez; del general Alberto Mejía, comandante del Ejército, y del general Rodolfo Palomino, director de la Policía.

En el centro médico también estuvieron sus familiares y su mamá (Doralba Rivera), quien la semana pasada viajó a la capital procedente de Boston (EE. UU.), donde reside.

El secuestro del subteniente ocurrió en medio de la arremetida de las Farc, luego de la ruptura –el 22 de mayo– de la pasada tregua unilateral. El Centro de Recursos para Análisis del Conflicto (Cerac) señaló que en los últimos 56 días, las Farc realizaron 145 acciones violentas que causaron la muerte a dos civiles y 22 uniformados.

 

En Cali, la familia del subteniente Cristian Moscoso lo esperaba con pancartas en su casa. Aún no se conoce cuándo viajará. Foto: AFP
Los anuncios de las Farc

De manera casi simultánea con la liberación, la guerrilla hizo anuncios clave sobre la nueva tregua, pero también ejecutó ataques en Norte de Santander.

En un comunicado, el llamado secretariado de las Farc anunció a sus “bloques, frentes, columnas y compañías” que la nueva tregua comenzaba a la medianoche y a partir de esa hora, “rige la orden de cesar toda acción ofensiva contra las Fuerzas Armadas y la infraestructura pública y privada”.

“Esta medida práctica, de carácter humanitario, constituye un nuevo gesto de nuestra parte en el propósito de pactar con el Gobierno Nacional fórmulas cada vez más efectivas de desescalamiento del conflicto”, añade el comunicado.

Sin embargo, la duración de la tregua aún no es clara, aunque los pueblos golpeados por acciones terroristas reclaman que sea permanente. A comienzos de este mes, el jefe guerrillero ‘Iván Márquez’ anunció que sería por un mes, pero la semana pasada el presidente Santos manifestó que iría hasta noviembre. Para hoy, cuando el Presidente instale el Congreso, se espera un nuevo pronunciamiento de las Farc a ese respecto.

Y hay otras dudas. Este domingo las Farc también indicaron que la tregua unilateral hace parte de un gesto de paz para encaminar al país a un desescalamiento del conflicto, pero también dijeron que sus tropas podrán defenderse ante una acción de las Fuerzas Armadas.

“Ninguna unidad de las Farc-EP está obligada a dejarse golpear por fuerzas enemigas y tendrá todo el derecho al ejercicio de su legítima defensa en caso de ataque”, dice el comunicado de la guerrilla.

Se espera que el Gobierno se refiera a ese punto, así como Naciones Unidas y el delegado del gobierno de Uruguay –país que ejerce la presidencia Unasur– que se encargarán de verificar la tregua.

Al respecto, el presidente Santos estableció el plazo de cuatro meses para decidir si sigue negociando con la guerrilla, luego de casi tres años de negociación en La Habana (Cuba).

La pasada tregua, en la que expertos dijeron se redujo el nivel de violencia, se rompió luego de la crisis desatada por el ataque de la columna ‘Miller Perdomo’ de las Farc a un pelotón de la Brigada Móvil 17 de la Fuerza de Tarea Apolo, cuando escampaban en Buenos Aires, Cauca.

El Gobierno ha dicho que el cumplimiento de este nuevo cese del fuego será clave para poner a andar el desescalamiento del conflicto, que incluso podría llevar a decretar de nuevo la suspensión de los bombardeos; aunque de darse no sería en todo el territorio nacional.

Cuba y Noruega, países garantes del proceso de paz, aprovecharon ayer la liberación del subintendente Cristian Moscoso para destacar la “posición constructiva” de Gobierno y Farc en el cumplimiento de ese gesto humanitario. Pero aún no se han pronunciado sobre uso a la legítima defensa que anunció la guerrilla.