Gobernador Ovalle Angarita revive megaproyecto de represa de Los Besotes

, Economía

La administración del gobernador del Cesar, Francisco Ovalle Angarita revivió la propuesta de construir el megaproyecto de la represa de Los Besotes sobre el río Guatapurí.

La propuesta del mandatario consiste en la construcción del proyecto multipropósito por fases, iniciando con la respectiva consulta previa, estudios ambientales y de suelo, nuevos diseños, articular los tres  niveles de gobierno para la financiación que mediante una proyección podría tener  un valor cercano a los $600 mil millones.

Por la responsabilidad que le asiste al Gobierno de Francisco Ovalle Angarita con el bienestar de las actuales y futuras generaciones, que reciban los beneficios del estado, lideró un encuentro con todos los actores responsables para los diseños, aprobación, construcción y puesta en funcionamiento de lo que sería una obra de vital importancia para esta sociedad, como el proyecto multipropósito Besotes.

Tomando como hoja de ruta unos diseños que reposan en los archivos del ex alcalde Rodolfo Campo Soto de su paso por INCODER, en los cuales se proyectó la construcción de dicha represa, el Mandatario debatió el tema junto al alcalde Augusto Ramírez Uhía, voceros de las comunidades indígenas, el Gerente de Emdupar, el antropólogo Tomás Darío Gutiérrez y una firma especializada en este tipo de proyectos para mirar de qué forma se podría retomar esta iniciativa con los ajustes requeridos para la modernización de los diseños.

Este estratégico proyecto, además de suplir de agua potable a los municipios cercanos a su área de influencia, contaría con un sistema de riego que generaría confianza en los productores, así se garantizaría la seguridad alimentaria en esta región del Departamento. Otro de los objetivos visualizados es que regularía el uso del líquido tanto en invierno como en verano en las localidades beneficiadas, contribuiría con la responsabilidad social con las nuevas generaciones y le apostaría al cambio climático.

La iniciativa se construiría en un terreno de 169 hectáreas, que almacenaría 37 mil millones de metros cúbicos de agua, además de un sistema de riego que cubriría una amplia zona.